¿Cómo será el clima de mi comuna en 2050?

28-sep-2016

Entre el 7 y el 8 de noviembre se celebrará en Marrakech (Marruecos) la 22ª Conferencia de las Partes de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC). Para la ocasión, Chile tiene previsto presentar su Tercera Comunicación Nacional sobre las perspectivas y progresos realizados a escala nacional entre 2012 y 2016 en materia de mitigación y adaptación y, en ese marco, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) ha apoyado al Ministerio de Medio Ambiente (MMA) en la realización del informe "Elaboración de una base digital del clima comunal de Chile: línea base (1980‐2010) y proyección al año 2050" que establece cómo cambiará el clima de cada una de las 342 comunas del país hasta mediados de siglo.

Un ejercicio inédito

Es la primera vez que se realiza en Chile un ejercicio de este tipo a escala local. El informe final, elaborado durante el primer semestre de 2016, presenta una base digital del clima comunal y subcomunal del país, considerando una línea base de los patrones climáticos locales entre los años 1980 y 2010 y una proyección al año 2050, reflejando datos obtenidos de más de mil estaciones de monitoreo a lo largo de toda la geografía chilena.

La información que incluye cifras sobre temperatura y precipitaciones, la generación de escenarios climáticos basados en los marcos del Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático y representaciones cartográficas de los mismos─, formará parte de los insumos que basarán la Tercera Comunicación Nacional de Chile ante la CMNUCC y la versión actualizada del nuevo Plan de Acción Nacional de Cambio Climático para el período 2017-2022. Asimismo, el documento será puesto a disposición de los Gobiernos Regionales y Municipalidades para el diseño y la implementación a nivel local de estrategias y acciones destinadas a potenciar la adaptación al cambio climático.

Algunos datos relevantes

  • Para mitad de siglo, en los meses de verano, las temperaturas promedio aumentarán en todo el litoral y los sectores del Valle Central sobrepasado ampliamente el umbral de los 20°, mientras que entre 1980 y 2010 esto solo ha sucedido en el litoral y los valles interiores de las regiones del Norte Grande.
  • En 2050, la temperatura media veraniega en Santiago será 2,7°C más elevada que los promedios registrados entre 1980 y 2010, lo que la convertirá  en la capital regional con un pronóstico más extremo para tal parámetro.
  • En invierno, las temperaturas medias aumentarán especialmente en el norte: Arica, Iquique, Antofagasta y Copiapó registrarán subidas de entre 2,2 y 2,5°C.
  • Para 2050, las precipitaciones tendrán una disminución de entre el 15 y el 18% en las regiones de la franja central del país, entre Valparaíso y la Araucanía. Esto implica un descenso de entre 60 y 120 mm anuales en las regiones donde llueve menos y de entre 150 y 400 mm anuales donde lo hace con mayor frecuencia.
  • Valdivia y Puerto Montt serán las capitales regionales donde disminuirán más las precipitaciones en términos absolutos: 231 y 229 mm anuales menos respecto al período 1980-2010.
  • En porcentaje, sin embargo, Valparaíso y Talca son las capitales que más acusarán el descenso de las lluvias, con un 17% y un 16% menos, respectivamente.
  • No obstante, se espera que las precipitaciones aumenten en el extremo austral: Punta Arenas registrará en 2050 un 4% más de lluvias (102 mm anuales más que entre 1980 y 2010).

La oficial de Medio Ambiente y Energía del PNUD Chile, Ignacia Holmes, valoró el estudio y los datos que entrega pues “la información climática compilada a nivel local permitirá tener mayor claridad sobre los cambios de temperatura y de precipitación que se pueden esperar a nivel comunal en Chile.” A ello añade que “se trata de un informe muy importante para potenciar un desarrollo local sostenible, porque permitirá evaluar con una mayor precisión y a una escala más acotada las consecuencias que el cambio climático puede tener sobre el bienestar de las personas y sobre rubros como la agricultura o la ganadería a nivel territorial, así como articular acciones de adaptación más y mejor contextualizadas.”

Nota preparada por

Sergio García Rodríguez, Comunicaciones Área Medio Ambiente y Energía, PNUD Chile.

PNUD En el mundo

Estás en PNUD Chile 
Ir a PNUD Global

A

Afganistán Albania Algeria Angola Arabia Saudita Argentina Armenia Azerbaiyán

B

Bahrein Bangladesh Barbados Belarús Belice Benin Bhután Bolivia Bosnia y Herzegovina Botswana Brasil Burkina Faso Burundi

C

Cabo Verde Camboya Camerún Chad Chile China Chipre Colombia Comoras Congo (República del) Congo (República Democrática del) Corea (República Popular Democrática de) Costa Rica Côte d'Ivoire Croacia Cuba

D

Djibouti

E

Ecuador Egipto El Salvador Emiratos Arabes Unidos Eritrea Etiopía

F

Filipinas

G

Gabón Gambia Georgia Ghana Guatemala Guinea Guinea Bissau Guinea Ecuatorial Guyana

H

Haití Honduras

I

India Indonesia Irán Iraq

J

Jamaica Jordania

K

Kazajstán Kenya Kirguistán Kosovo (según Res 1244 del Consejo de Seguridad ONU) Kuwait

L

Lao RDP Lesotho Líbano Liberia Libia

M

Macedonia (ex República Yugoslava de) Madagascar Malasia Malawi Maldivas Malí Marruecos Mauricio y Seychelles Mauritania México Moldova Mongolia Montenegro Mozambique Myanmar

N

Namibia Nepal Nicaragua Níger Nigeria

O

Oficina del Pacífico

P

Pakistán Panamá Papua Nueva Guinea Paraguay Perú Programa de Asistencia al Pueblo Palestino

R

República Centroafricana República Dominicana Rusia Federación de Rwanda

S

Samoa Santo Tomé y Príncipe Senegal Serbia Sierra Leona Siria Somalia Sri Lanka Sudáfrica Sudán Sudán del Sur Suriname Swazilandia

T

Tailandia Tanzania Tayikistán Timor-Leste Togo Trinidad y Tabago Túnez Turkmenistán Turquía

U

Ucrania Uganda Uruguay Uzbekistán

V

Venezuela Viet Nam

Y

Yemen

Z

Zambia Zimbabwe