La certificación contribuirá a modernizar el sector de la refrigeración en Chile y hacerlo más sostenible. Foto: Ministerio de Defensa bajo licencia abierta

Santiago, 4 de mayo - Refrigerar y climatizar son procesos imprescindibles para un gran número de actividades productivas. Sin embargo, algunas de las sustancias usadas en estos procesos son nocivas para el ambiente, perjudicando a la capa de ozono y emitiendo cantidades significativas de dióxido de carbono (CO2). La innovación tecnológica resulta crucial para avanzar hacia sistemas de refrigeración limpios y sostenibles, así como fortalecer las capacidades de los profesionales que los administran y adecuarlas a los marcos normativos internacionales suscritos por Chile. 

Es en este contexto que el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), el Ministerio del Medio Ambiente (MMA), ChileValora y la Cámara Chilena de Refrigeración y Climatización se aliaron para impulsar una iniciativa de reconocimiento de competencias profesionales en técnicos del sector. El objetivo, modernizar la gestión de los gases refrigerantes en Chile y reducir el impacto negativo que éstos tienen sobre el ozono que recubre la Tierra, imprescindible para frenar el calentamiento global. 

De este modo, hasta la fecha, 101 técnicos han recibido una certificación de sus competencias laborales para instalar y mantener sistemas de refrigeración y climatización a nivel comercial e industrial por parte de ChileValora. El acuerdo ha hecho posible canalizar financiamiento del Protocolo de Montreal —principal convenio internacional para proteger la capa de ozono— para que los técnicos, por medio de microsubsidios, accedan a la certificación a un costo reducido.

MEJORES OPORTUNIDADES, MEJOR DESARROLLO

Para Eduardo Muñoz, técnico certificado, el resultado es eminentemente positivo, también, a nivel de perspectivas personales. “Hoy se valoran competencias que poseemos pero que no tienen un título asociado, y eso es especialmente significativo porque nos entrega herramientas de desarrollo personal y laboral que nos permiten mejorar nuestro aporte al país y a la sociedad”, expresó. 

Según Paloma Toranzos, jefa del área de Gobernanza y Desarrollo Sostenible del PNUD Chile, la iniciativa es el reflejo de cómo los cambios globales empiezan desde lo local. “Este plan de apoyo específico al sector de refrigeración ha permitido que los técnicos capacitados se conviertan en un actor que contribuye a que Chile sea un país cada vez más sostenible e inclusivo, que aporta a las soluciones ambientales globales y que avanza hacia una industria y un consumo cada vez más modernos y sostenibles”, apuntó. 

En la ceremonia de certificación de los técnicos, celebrada en la sede Santiago-Sur de INACAP el pasado 4 de mayo, asistieron asimismo Claudia Paratori, coordinadora de la Unidad de Ozono del MMA y Juan Ricardo Abara, secretario ejecutivo de la Cámara Chilena de Refrigeración y Climatización. 

El proceso de certificación de competencias complementa las actividades que MMA y PNUD llevan impulsando desde hace varios años para eliminar el uso en el país de los hidroclorofluorocarobonos, sustancias agotadoras de la capa de ozono. 

Entre ellas destacan las realizadas junto al sector de refrigeración, mediante las cuales dos cadenas de supermercados chilenas instalaron en 2017 una tecnología pionera en Latinoamérica que genera una cantidad de CO2 8.000 veces menor a la que causan los sistemas mayoritarios y son un 20% más eficientes energéticamente que los antiguos. Por otro lado, más de 1.600 profesionales han accedido a capacitaciones en buenas prácticas, contribuyendo a la modernización del sector en el país.

Icon of SDG 09 Icon of SDG 11 Icon of SDG 12 Icon of SDG 13 Icon of SDG 17

PNUD En el mundo

Estás en PNUD Chile 
Ir a PNUD Global

A

Afganistán Albania Algeria Angola Arabia Saudita Argentina Armenia Azerbaiyán

B

Bahrein Bangladesh Barbados Belarús Belice Benin Bhután Bolivia Bosnia y Herzegovina Botswana Brasil Burkina Faso Burundi

C

Cabo Verde Camboya Camerún Chad Chile China Chipre Colombia Comoras Congo (República del) Congo (República Democrática del) Corea (República Popular Democrática de) Costa Rica Côte d'Ivoire Croacia Cuba

D

Djibouti

E

Ecuador Egipto El Salvador Emiratos Arabes Unidos Eritrea Etiopía

F

Filipinas

G

Gabón Gambia Georgia Ghana Guatemala Guinea Guinea Bissau Guinea Ecuatorial Guyana

H

Haití Honduras

I

India Indonesia Irán Iraq

J

Jamaica Jordania

K

Kazajstán Kenya Kirguistán Kosovo (según Res 1244 del Consejo de Seguridad ONU) Kuwait

L

Lao RDP Lesotho Líbano Liberia Libia

M

Macedonia (ex República Yugoslava de) Madagascar Malasia Malawi Maldivas Malí Marruecos Mauricio y Seychelles Mauritania México Moldova Mongolia Montenegro Mozambique Myanmar

N

Namibia Nepal Nicaragua Níger Nigeria

O

Oficina del Pacífico

P

Pakistán Panamá Papua Nueva Guinea Paraguay Perú Programa de Asistencia al Pueblo Palestino

R

República Centroafricana República Dominicana Rusia Federación de Rwanda

S

Samoa Santo Tomé y Príncipe Senegal Serbia Sierra Leona Siria Somalia Sri Lanka Sudáfrica Sudán Sudán del Sur Suriname Swazilandia

T

Tailandia Tanzania Tayikistán Timor-Leste Togo Trinidad y Tobago Túnez Turkmenistán Turquía

U

Ucrania Uganda Uruguay Uzbekistán

V

Venezuela Viet Nam

Y

Yemen

Z

Zambia Zimbabwe